Block title
Block content

Navarra ya comercializa el faro de emergencia para no salir del coche durante las averías

El Help Flash se puede adquirir en el concesionario Renault Unsain de Cordovilla-Pamplona

La DGT quiere que en los próximos años solo sean este tipo de instrumentos los que se utilicen para avisar de cualquier problema en la carretera

Los avances tecnológicos en todos los ámbitos están siendo una constante y tienen un objetivo principal: ofrecer mejoras para la vida de las personas. Uno de los espacios donde este hecho se hace todavía más necesario es en la seguridad vial. Por eso, la DGT exigirá que, a partir de 2024, sean los dispositivos luminosos adheridos al vehículo los que avisen de un incidente o emergencia, dejando a un lado los triángulos de carretera utilizados hasta ahora. Para hacer frente a esta demanda existe ya el Help Flash, un faro de emergencia que en los últimos dos años y medio ya ha vendido 300.000 unidades.

Los concesionarios navarros Renault Unsain han apostado desde el comienzo por este producto que, a pesar de su pequeño tamaño, emite una luz visible a un kilómetro de distancia. La colocación es sencilla, ya que se adhiere al techo del vehículo sobre el que se quiera señalizar, desde el que emite diferentes luces, según el grado del problema, activándose tanto de forma manual como automáticamente al incorporarlo a una superficie metálica. Por otra parte, como sucede con todos los elementos que utilizan una batería, la principal pregunta se refiere a cuánto puede llegar a durar. Esto no es un problema, ya que su pila tienen una duración de hasta cuatro años y cuenta con una autonomía de dos horas y media, lo que ofrece tiempo más que suficiente para que sea recibido el aviso lumínico.

 

Otra de las principales ventajas que se encuentra con Help Flash y que responde al objetivo de la DGT de reducir el número de atropellos es que no es necesario dejar el vehículo para usarla. Se puede guardar en la guantera o en los cajones de las puertas y, de esta forma, respetar la obligación de no salir del coche y evitar riesgos cuando sucede una avería.

Para descubrir su origen debemos viajar hasta la localidad pontevedresa de Nigrán en la que la startup Netun Solutions la desarrolló con la ayuda de las subvenciones del Centro para el Desarrollo Tecnológico Industrial (CDTI), dependiente del Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades. Su precio actual en el mercado es de 29,97 euros, pero en las instalaciones de Renault Unsain en Cordovilla-Pamplona se puede adquirir por 27,57 (IVA incluido). Con esta solución frente a la caducidad de los triángulos, un conductor puede comenzar a apostar desde hoy mismo por una conducción más segura.